10.7 C
Paraná
domingo 26 de mayo de 2024
EN LA MESAZA

Oscar Martínez opinó sobre la situación de Argentina: “Me da muchísima pena”

Publicado el

Oscar Martínez visitó La Noche de Mirtha, y cuestionó los enfrentamientos ideológicos entre los actores y dio su visión sobre este momento del país.

El actor fue uno de los invitados a La Noche de Mirtha y, en medio de las divisiones que vienen teniendo los actores sobre la gestión de Gobierno de Javier Milei, analizó sus sensaciones al ver los cruces que mantuvieron estas semanas Guillermo Francella, Nancy Dupláa, Pablo Echarri, Aníbal Pachano, Érica Rivas, entre otros.

A mí me da muchísima pena. No estoy al tanto de todo lo que pasa como cuando estaba aquí. Claro, porque esa fue una de las razones también por las que me fui. Me alivió”, confió el actor que se radicó en España el último tiempo junto a su esposa, Marina Borensztein.

Hay cosas que me alertan y que me amargan. Todo lo que pasó en la 9 de julio, esa represión es terrible y es fea. Es desagradable que la Argentina haya llegado a ese grado de violencia”, señaló Mirtha Legrand.

La Argentina viene de mal en peor desde hace muchas décadas. Yo me crié en un país que tenía un dígito de pobreza, que además era digna, y no era ni marginalidad ni indigencia. Lamentablemente hoy tenemos casi el 60% de pobreza y hay millones de niños que no comen. Me resulta muy difícil hablar de esto porque me conmueve y me parece una vergüenza que un país como la Argentina tenga criaturas que van a ser desnutridas. Es algo inconcebible”, se lamentó.

Oscar Martínez aseguró: “Llegamos a este punto que es una decadencia tristísima. A mí lo que no me gusta, que no me gustaba antes y no me gusta ahora, es que desde las máximas posiciones de poder se utilice el agravio, se estimule la belicosidad, la violencia. Se denigre, se insulte. Se estimule la confrontación y la fragmentación. Entonces yo digo, hay fanatismos de ambos lados”, aseguró el actor.

“Observo eso con una enorme tristeza y con el convencimiento de que eso es el tiro final, es el tiro en la nuca, digamos. Eso nos va a destruir del todo. Yo digo la Argentina es un barco que está escorado desde hace bastante tiempo, que le entra agua por todos lados, y arriba de ese barco estamos todos nosotros”, siguió.

“En lugar de ocuparnos de eso, nos estamos matando entre nosotros. Entonces yo quiero vivir en un país en el que cualquiera tenga derecho a decir lo que tenga ganas de decir y lo que piensa. Yo noto que eso pasa ya incluso a un nivel más horizontal. La cultura política lo impuso. Hoy un actor hace una declaración y salen a matarlo cuando esa declaración de pronto no es tribunera, no le falta el respeto a nadie”, cuestionó.

“O simplemente no es afín al gobierno”, señaló la diva. “O sí. Puedo estar equivocado, perfecto. Pero este deporte de salir a matarlo, de que el que no piensa como yo es mi enemigo, es enemigo de la nación, enemigo de la patria, enemigo del pueblo y va más allá del signo ideológico”, señaló. “Vos dijiste algo muy cierto. Recién revisando la dirigencia política, tanto los que están en funciones, en la Cámara de Diputados, en Senadores, incluso en el Poder Ejecutivo, en las liderazgos de los partidos, es gente que ha estado desde los 40 años de democracia que tenemos”, puntualizó.

“Han estado siempre y todos hablan como si nunca hubieran tenido nada que ver y como si tuvieran la solución a los problemas que ellos mismos, en muchos casos han generado. Por supuesto que hay una sociedad, también, que hemos elegido lo que hemos tenido. Entonces es hora de que todos bajemos los decibeles, bajemos la soberbia, bajemos el fanatismo, porque es perentorio encontrar soluciones. Es urgente”, concluyó.

Más leídas

spot_img

Más noticias

Nacionales

Deportes

Espectáculos